Barra de vídeo 1

Loading...

sábado, 27 de julio de 2013

Los economistas mienten, otra vez


Chicago, 2005.
Visitando la primera sucursal del grupo, pedí ver la carpeta de un crédito para la vivienda que estaba solicitando una pareja de inmigrantes. Para mi sorpresa, el (appraisal) valor estimado de la propiedad, era 90% del importe bruto del préstamo. Observando los antecedentes, me pareció una locura otorgarlo. Los bajos ingresos del candidato, ausencia de garantías; todo eso sin contarle la absurda argumentación que me dio el (loan officer) oficial de cuenta. Todo, todo, pero todo me pareció extravagante…era el comienzo. Es largo, un día se lo cuento.
Mas adelante, la crisis “Sub prime” comenzó a exteriorizarse (2007), y se deslizó rápidamente hasta estallar en 2008. Pensar que al plantear "la locura" de una operatoria que era sistemica, en el directorio me dijeron que yo era latinoamericano, y debía comenzar a pensar como un estadounidense para comprender,…no había riesgos...
El premio Nóbel Milton Friedman, decía que los especuladores estabilizaban a los mercados porque es imposible desestabilizar los precios. Los argumentos acerca de como un conjunto de factores de generación espontánea impidieron predecir la crisis financiera, no son creíbles. Si fuera verídico, muchos “expertos”, deberían haber colgado los botines en 2008, pero siguen allí, y aquí.
Cuando la Reserva Federal subió la tasa en 2005, se desató la hecatombe, obviamente. -¿Cuál era la parte impredecible de una suba de tipos de interes que se iniciaba en un contexto de euforia, cuando se arrancaba de la referencia más baja, de los últimos 40 años?
Los sinceros creyentes del sistema sufrieron las consecuencias de una audacia descomunal. Luego, vino el “pedido de misericordia” por parte de Bernanke, con el logro de un gigantesco paquete de rescate que otorgó el Congreso estadounidense. 
La situación fue mejor enfrentada que la crisis de 1929, es cierto; claro que entonces no existían Los Simpson, y el “comité de regocijo del pueblo de Springfield”. (Viven mintiendo, dicen que todo esta bien, inventan cumpleaños y felicidad inexistentes)
Hoy 5 años después, resulta que los bancos centrales no dejan de inyectar liquidez. ¿Donde están los autores que nos enseñaron que la expansión de la base monetaria podía hacer estragos inflacionarios? Deberian pedirnos perdón por habernos violado intelectualmente, restituirnos, sin embargo ni se inmutan. Los libros son de “economía”, pero ahora dicen que "es distinto". Es decir, existen 2 discursos de economia.
Estas concepciones rígidas nos han condenado a procesos recesivos constantes, abortando el desarrollo, destruyendo la industria, generando aumentos siderales de desempleo, pobreza e indigencia.
La vienen piloteando, pero claro, aparecen nuevas sospechas. Créame, los economistas mienten otra vez; nadie sabe qué es lo que va a pasar con la economia mundial.

No hay comentarios: