Barra de vídeo 1

Loading...

viernes, 14 de mayo de 2010

Finanzas anglo estadounidenses

El Reino Unido publicó su estimación preliminar de crecimiento en el primer trimestre de 2010: (+0,2%). Es este el segundo trimestre débilmente positivo del PBI, luego de lograr el primero positivo en el último trimestre de 2009 (+0.3%), inmediatamente después de seis trimestres consecutivos de descensos. La verdad es que el dato no aporta un gran aliento ni se ve demasiado claro como UK sale de la recesión más profunda que ha conocido desde la “posguerra”, la más extensa y profunda, que llegó a registrar una caída trimestral de 2,6% hace cuatro trimestres, con una tasa interanual que se desplomo 6% en el segundo trimestre de 2009. El mismo 2009 cerró con una contracción anual de 4,9%. Por esta sucesión de datos, la estimación preliminar de crecimiento del primer trimestre de 2010 (0,2%), no reduce los temores acerca que la recuperación deseada pueda sufrir nuevos sobresaltos.
Al igual que en EE.UU., la principal contribución al crecimiento del primer trimestre llega de la mano del sector financiero, paradójicamente responsable de la recesión reinante. El sector servicios sigue desacelerando su marcha de 0,5% a fines de 2009 a 0,2% a comienzos de 2010, fuertemente afectado por la caída del turismo. La producción industrial creció en el primer trimestre de 2010, con respecto al cuarto de 2009 (0,4%) alcanzando un aumento de 0,7% luego de 8 trimestres consecutivos de contracción. Las expectativas de producción para el próximo trimestre mejoran en el primer trimestre y manifiestamente más en el mes de Abril. El índice de confianza del sector servicios muestra una tendencia positiva por cuarto trimestre consecutivo; aunque el índice se mantiene en terreno negativo respecto de un año antes. Así las cosas, el Banco de Inglaterra no piensa en una rápida reversión de las políticas expansivas. La elite financiera anglo estadounidense “no come vidrio”.
La tasa de interés permanecería en 0,5% todo el 2010, asumiendo que la inflación se inclinará (desde 3%), hacia su objetivo de (2%), merced al enorme “out put gap” y el efecto de la devaluación de la libra. Con todo, existe un alto grado de incertidumbre en los pronósticos inflacionarios.
La tendencia del índice de confianza industrial Eurostat, alcanzó su punto mínimo hace un año, y desde entonces produjo una salida empinada, habiendo alcanzado un piso de (-46,7) puntos, -aunque todavía en Marzo permanece en terreno negativo (-14) puntos. Las perspectivas son disimulada y discretamente frágiles. Los industriales lucen un tanto más animados que en Marzo, pero moderadamente. En el cuarto trimestre de 2009 la Mayor parte de los industriales preveían una producción en declive para el primer trimestre de 2010. Hoy el puntaje de empresas que esperan un aumento de la producción se amplió de 6 puntos (primer trimestre) a 14 puntos en Abril. El índice de confianza elaborado por Eurostat para el sector servicios muestra una tendencia positiva por cuatro trimestres consecutivos, luego de tocar el nivel más bajo en Marzo de 2009, y aunque sigue en terreno negativo, sube 53 puntos respecto de la marca mas baja. De esta forma, están dadas las bases para que también en este sector se mantenga una recuperación, aunque será lenta. El índice sintético de confianza de todos los sectores, el más importante elaborado por Eurostat, repunto, luego de haber tocado fondo en Marzo de 2009. Un año después, superó los 100 puntos por primera vez en más de dos años. Las ventas minoristas cayeron 2,4% en Enero y volvieron a recuperarse en el bimestre Febrero (+2%) y Marzo (+0.4%). La vuelta del IVA a 17,5% en Enero, luego de haber bajado a 15% para estimular el gasto de consumo, agrego presionó a la inflación, al mismo tiempo que presiono a un mercado laboral complicado, donde la tasa de desempleo creció en Febrero hasta 8%, constituyendo el nivel más alto desde fines de 1996.
El crédito para el consumo creció, pero el de las empresas no, y la política fiscal comenzará a reducir los estímulos, a más tardar en 2011.
La “British inflation” registro 3,4% anualizada en Enero, 70% arriba del objetivo, y en Febrero bajó a 3% (50% arriba del objetivo); aun así, superar la barrera del 3% intima al presidente del Banco de Inglaterra a enviar una carta de explicación al ministro de finanzas.
El Banco de Inglaterra confiesa que la inflación confluirá hacia su objetivo de 2%, cuando desaparezcan los efectos del aumento del IVA y de la devaluación de la libra. Lo cierto es que dentro del Banco de Inglaterra no hay acuerdo acerca de si la inflación alcanzará el objetivo. Donde sí existe acuerdo, es en que los riesgos de la estimación central apuntan al alza, evidenciando la contingencia que aumenten los precios de los commodities y consecuentemente las expectativas de inflación.
Final abierto en el Reino Unido también.

No hay comentarios: